Proyecto Hombre ha presentado su Memoria Anual correspondiente al año 2017. En los 27 Centros representados por la Asociación Proyecto Hombre se atendió a un total de 18.788 personas con adicción al alcohol y otras drogas. Por sexo, los hombres representan el 83% de las personas atendidas y las mujeres, el 17% restante. Proyecto Hombre aplica el modelo biopsicosocial, cuyo objetivo final es alcanzar la reinserción social, restaurar la dignidad y bienestar personal, y promover sociedades más saludables y sostenibles.

Proyecto Hombre también cuenta con programas ambulatorios para tratar la adicción al alcohol, cocaína y ludopatía, a los que acudieron un total de 3.882 personas en 2017. Además, se atendieron a 1.898 adolescentes en programas específicos y otros 493 jóvenes con medidas judiciales recibieron soporte en programas de Proyecto Hombre. Además, la Asociación tiene una amplia presencia en prevención escolar, familiar y comunitaria, desarrollando acciones formativas con las que en 2017 se alcanzó a 83.041 personas, entre ellas adolescentes, profesorado y familias.

Asimismo, 41 centros penitenciarios cuentan con programas de Proyecto Hombre, en los que se atendió a 2.462 personas. De ellas, un 20% realizaron tratamiento en Comunidad Terapéutica Intrapenitenciaria. Durante 2017, 394 personas realizaron cumplimientos alternativos de penas en Centros de Proyecto Hombre, evitando así su ingreso en prisión e iniciando o continuando procesos de rehabilitación para su total reinserción en la sociedad.

Además, Proyecto Hombre apuesta de manera firme por la inserción socio laboral. Así, en 2016 se puso en marcha el Proyecto Insola (Inserción Socio Laboral), financiado por el Fondo Social Europeo, que facilita formación a usuarios y usuarias para mejorar su empleabilidad. En 2017, 2.093 personas fueron beneficiarias de este proyecto.

Proyecto Hombre tiene cada vez más presencia en intervención laboral, asesorando a empresas sobre el consumo de alcohol y otras drogas en el ámbito laboral a través de charlas y desarrollando planes de trabajo. En 2017, estos programas llegaron a 4.371 personas.

Todo este trabajo es posible gracias a las 2.403 personas voluntarias, distribuidas en diferentes áreas (gestión, prevención, tratamiento, apoyo a usuarios/as y familias, etc.), que prestaron su apoyo de manera desinteresada a los 1.120 trabajadores/as de los Centros y la Asociación Proyecto Hombre.

El presidente de la Asociación Proyecto Hombre, Luis Bononato, describe 2017 como “un año ‘rico’ en muchos sentidos: en trabajo, encuentro, formación, evaluación y aprendizaje”. Bononato añade que el uso problemático de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) se ha ido incorporando en los últimos años en los distintos programas de Proyecto Hombre, cuyo dato (0,3% del total) se recoge por primera vez en la memoria anual.

Acceda al contenido completo de la Memoria haciendo clic en la imagen:

Descargar (PDF, 3.89MB)